Hoya Moros

Draco

Siento, al recorrer el camino, los vigilantes ojos de Draco. Su aliento es la brisa que quema mi piel. (Arl)

Mensajes


Alias:
Email:
Para:  
No se publicará el e-mail
(pero es requerido)

Tags - Etiquetas

Código QR.

Código de página Web

Visitas

Los estrechos de Río Martín

Estrechos del Río Martín – Albalate – Ariño – Teruel – Aragón

La ruta de los comienza en el puente del Batán del río Martín, a unos 11 km. de la localidad en dirección a Ariño y muy cerca del santuario de la Virgen de Arcos (Sg. XVII). Varias explanadas en los márgenes de la carretera pueden servir como aparcamiento. Es conveniente, para los que realicen la ruta completa, dejar un vehículo de recogida al final del recorrido (en la carretera a unos 7 km. de Albalate).

Catalogación: Excursión.
Duración: 4 h. (sólo ida).
Desnivel: 45 m.
Dificultad: Media. Hay que cruzar el río en varias ocasiones.
Interés paisajístico: Sendero por los cortados rocosos que encañonan el río Martín. Pinturas rupestres.

El sendero discurre por los cortados rocosos que canalizan el río y nos ofrece una gran variedad de encuadres paisajísticos. A lo largo del sendero varios miradores, mesas de interpretación y paneles informativos nos ayudaran a entender y analizar este sugestivo y escabroso paisaje, así como varios abrigos rocosos con pinturas rupestres prehistóricas post paleolíticas declaradas patrimonio de la Humanidad, o grabados rituales con cruces de cristianización que junto al Santuario de la Virgen de Arcos, tratan de poner de manifiesto la sacralización de este territorio desde la prehistoria a nuestros días . La visita a las pinturas rupestres requiere ir con un guía autorizado para abrir las vallas de protección. Durante el trayecto nos acompañará una canalización de aguas, en algunos tramos subterránea- que paralela al sendero discurre desde un azud aguas arriba del puente del Batán, hasta la Central eléctrica de Rivera que se halla encajonada en los murallones que encauzan el río.

Una caseta informativa del Parque y un espacio acondicionado con mesas merendero, pueden ser el punto para descansar. A partir de aquí –zona media de la ruta conocida como Los Chaparros-, y tras cruzar el río, el senderista puede optar por terminar de visitar los abrigos pintados, pasando por la central eléctrica Rivera y seguir sendero hasta la carretera -una zona espectacular y fascinante por los abruptos cortados rocosos por los que discurre colgada la senda y que requiere extremar la precaución, o retornar al punto de partida en el puente del Batán a donde llegaremos en escasos 45 minutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Login

Fecha actual:

Entradas