Hoya Moros

Draco

Siento, al recorrer el camino, los vigilantes ojos de Draco. Su aliento es la brisa que quema mi piel. (Arl)

Mensajes


Alias:
Email:
Para:  
No se publicará el e-mail
(pero es requerido)

Tags - Etiquetas

Código QR.

Código de página Web

Visitas

Andalucía

Página 1 de 41234

* Cañón del río Velillos

Cañón del río Velillos – Olivares – Granada – Andalucía.

En el poniente Granadino, entre otros bonitos e interesantes parajes está el cañón del rio Velillos, se encuentra en el pueblo de Olivares, pedanía de Moclin, zona salpicada de encinas y de matorral con especies como el romero y el tomillo, rodeado de cultivos de labranza y lleva hasta una pequeña central eléctrica “Casa dela Luz” en desuso, reconvertida actualmente en hotel, donde hay que cruzar el rio por un rústico puente de madera.

Acceso:

Pasado Granada se sale de la A-92 en dirección a Pinos Puente, pasando junto a esta localidad que está en la falda de Sierra Elvira. Se sigue en un cruce hacia la pedanía de Los Olivares, pedanía de Moclín, y al entrar en el pueblo se tuerce a la izquierda por una estrecha carreterilla siguiendo las indicaciones de “Ruta de Senderismo” y Hotel Don Curro. Junto a este cerrado hotel rural, que ante fue molino, se aparca el coche antes de iniciar la bajada hasta el río Velillos. Antes puede disfrutarse de las hermosas vistas que hay desde aquí hacia el pueblo.

Distancia: de 8-9 km
Tiempo: 5 a 6 horas
Dificultad: Media.
Altitud mínima 1.369 metros, máxima 1.757 metros
Desnivel acumulado subiendo: 427 metros, bajando: 415 metros

Se sigue por la orilla corriente arriba y pronto se encuentran carteles con información de las plantas de ribera, etc.

Al llegar a las ruinas de una pequeña central eléctrica se pasa al otro lado por un puentecillo y empezamos a remontar por una cuesta.

Las paredes del cañón van ganando en verticalidad y por encima de ellas, a nuestra izquierda, vemos asomar la fortaleza de Moclín como un verdadero nido de águilas.

El sendero se va estrechando entre los olivos y las cañas hasta llegar a la Fuente de la Buena Ventura, de la que sale un buen chorro de agua.

Poco a poco nos vamos acercando a lo más estrecho del cañón, vemos el río, que vamos dejando abajo, haciendo cascadas entre las rocas.

Nos encontramos una piedra de molino, señal de que en otras épocas esta actividad fue importante por aquí. Y llegamos a la hoz que hace el río Velillos en una zona encajonada entre paredes, y en la que han instalado un puente colgante y una pasarela por la pared rocosa para poder pasar.

Pasamos por el puente y seguimos por la pasarela que va a media pared, hasta que llegamos a una presa.

En el folleto que ha editado el Ayuntamiento de Moclín llaman a este sendero la Ruta del Gollizno, aunque es más conocido como La Hoz.

Desde aquí podemos volver hacia el punto de partida. La otra opción es la de seguir adelante para poco a poco ir iniciando el acceso hasta Moclín como destino final, para su visita e inciar el camino de vuelta directa a Olivares en el punto de partida.

Más información:

Cascada de Linarejos

Cascada de Linarejos y Cerrada de Utrero – Iruela – Sierra de Cazorla – Jaén – Andalucía.

El paraje conocido como Cerrada del Utrero-Linarejos es una asombrosa obra natural esculpida por el Guadalquivir en la roca caliza que lo rodea. El sendero se recorre a pie, y te permitirá apreciar las afiladas rocas y oquedades creadas por el agua a lo largo de cientos de miles de años. Es un encantador paseo donde el labiérnago, la cornicabra, y el sauce te acompañan hasta uno de los lugares más fotografiados del Parque: la “cola de caballo” o Cascada de Linarejos.

Longitud: Trayecto circular de 1,7 km de recorrido.
Tiempo: 1 hora.
Desnivel: 100 m.
Localidades: Cazorla – Iruela – Jaén
Dificultad: Baja
Desnivel: 100 metros
Cartografía: Hoja Cartográfica del MTN 1:50000: 928
Paisaje/vegetación: Barrancos verticales. Lanchar. Cascadas y amplias panorámicas de bosque mediterráneo y de ribera.

Cómo llegar:

Para llegar a visitar esta propuesta, tomamos como punto de salida a la ciudad de Jaén rumbo a Cazorla.
Tomando la salida de la carretera de Madrid, nos dirigimos por la autovía A-316 conocida también como la carretera de Jaén a Úbeda que se confluye luego con la carretera de Circunvalación, hasta llegar a un cruce de caminos desde el cual tomaremos la carretera Linares-Úbeda por la N-322.
Estando próximos a la localidad de Torreperogli, el cual bordeamos tomando la A-315 y posteriormente pasar muy cerca de Peal de Becerro por la A-319 hasta llegar a Cazorla y para llegar a nuestro destino tomaremos nuevamente la A-319 en dirección del Parque Natural en sentido noroeste hacia el embalse de Tranco de Beas. Tras recorrer unos 17 km y haber pasado el puerto de las Palomas, descendemos a un cruce llamado Empalme del Valle. Desde este punto desviarse por la JF-7091 sentido Vadillo de Castril. Recorridos unos 3,5 km encontramos el desvío hacia el poblado, en este cruce y a nuestra izquierda, encontramos el inicio del sendero.

La ruta se inicia en la senda que parte a la izquierda, antes de pasar el Puente sobre el Guadalquivir, y el aparcamiento del quiosco-bar.   En este punto se inicia el sendero difícil en los primeros minutos. Ascendemos la primero centena de metros para después comenzar a bajar por una impresionante garganta, por la que discurre el río Guadalquivir encañonado en el paraje denominado la Cerrada de Utrero. Un poco más adelante se accede al muro de la antigua presa o embalse de Utrero, parece ser que hoy está en desuso.

Se baja por unas escaleras de piedra adosadas al muro de la presa hasta el camino que se ensancha. Unos metros mas adelante  y en la otra ribera podremos observar el Salto de Linarejos, una cascada natural por la que se despeña el arroyo Linarejos sobre el río.

Se prosigue la ruta bordeando el Peñón del Lanchón , pudiendo observar hacia atrás los rápidos y pozas que forma el río entre los bloques de piedra caídos sobre él.

En lenta ascensión y desde los miradores existentes, se nos abre ante nosotros una amplia panorámica del Valle del Guadalquivir.

Sin esfuerzo, el camino nos lleva de nuevo al cruce frente al poblado del Vadillo Castril, unos metros mas arriba de donde iniciamos la marcha.

Puede hacerse en el sentido inverso:

Desde el punto del quiosco-bar caminamos por un sendero balizado y en algunos tramos protegidos por barandillas, en los primeros pasos es algo tortuoso mas la belleza del entorno amaina tal inconveniente. Inicialmente ascendemos por el lado norte, rodeando El Lanchón que es un bonito lapiaz, formación kárstica típico de la zona, hasta que giramos por el este, e internarnos en la Cerrada del Utrero.
Esta parte se encuentra a 96 m.s.n.m., se presenta a manera de una garganta fluvial excavada en materiales calizos por el río Guadalquivir, a partir del cual observamos auténticos rápidos y el sonido del agua que vuelve el ambiente ensordecedor.
El río se precipita formando pequeñas cascadas, pero metros adelante lo que domina en si es un espectacular salto de agua mejor conocido como la Cascada de Linarejos, en el arroyo de Linarejos, aguas que se precipitan desde el costado para unirse al Guadalquivir.
Siguiendo con la ruta nos adentramos por el sendero a un estrecho y alargado embalse de la Cerrada del Utrero, uno de los primeros lugares donde desemboca el Guadalquivir y alimenta la central hidroeléctrica de El Valle.

Recomendaciones
Esta ruta se puede realizar en cualquier época del año, pero en época de lluvias el cauce del río Guadalquivir es mas; asimismo se aconseja ir en horas de la mañana para disfrutar mejor del entorno natural.
También es recomendable llevar calzado adecuado ya que algunos tramos son tortuosos e incluso resbaladizos.

Página 1 de 41234

Login

Fecha actual:

Entradas